Enfermedades fúngicas del duraznero.


Ing. Agr. Pedro Mondino
Podredumbre morena

Monilinia fructicola (FP)

Monilia fructicola (FI)

Introducción:

    La podredumbre morena de los Prunus sp. es la enfermedad a hongos más importante que afecta al cultivo de durazneros en Uruguay. Su importancia radica en el ataque a flores, brotes y frutos ocasionando la destrucción de los mismos. Es una enfermedad de difícil control cuando ocurren condiciones favorables a su desarrollo. Las cultivares utilizados son susceptibles a la misma y las condiciones climáticas de nuestro país favorecen su desarrollo.

Organismo causal :

    Monilinia sp. es un hongo superior perteneciente a la subdivisión ascomycotina. Produce dos tipos de esporas: ascosporas (foto1) de origen sexual, contenidas en ascas en cuerpos fructíferos denominados apotecios (foto 2 y 2a) y conidios en cadenas (foto 3), de origen asexual.

Foto 1.  En el corte de un apotecio visto al microscopio se pueden observar las ascas conteniendo 8 ascosporas cada una. Estas ascosporas de origen sexual se producen durante el período de floración del duraznero (agosto - setiembre)

 

Foto 2.  Apotecios de Monilinia fructicola producidos durante el período de floración en las momias que quedaron semienterradas y protegidas por los pastos.

 

Foto 2a.  Apotecios de Monilinia fructicola producidos durante el período de floración en las momias que quedaron semienterradas y protegidas por los pastos.

 

 
Foto 3. Cadenas de conidios en de Monilinia fructicola. CADENA DE CONIDIOS DE mONILINIA FRUCTICOLA

Las ascosporas se producen en el suelo, en los apotecios que se forman en las momias que quedaron del año anterior semienterradas y protegidas por los pastos. Los conidios se producen sobre la planta en los órganos atacados (frutos momificados, cancros, pedúnculos donde hubo una momia).

Síntomas, signos y daños :

    El primer órgano en ser atacado es la flor produciéndose el marchitamiento, o atizonamiento de la misma. Los estambres, pistilos, pétalos o sépalos pueden ser invadidos por el hongo, se producen pequeñas manchas marrones, que se extienden a toda la flor para luego tornase atizonada, (Foto 4 y foto 5)

FLOR ATIZONADA Foto 4. La flor atacada queda atizonada, el hongo avanza hacia la ramita produciendo un cancro característico deprimido, de coloración oscura y en condiciones de alta humedad se observa exudado gomoso sobre el mismo. Por sobre la flor como sobre el cancro se observa la esporulación gris característica de Monilinia.

 

Sobre estas flores atacadas y en condiciones de alta humedad se puede apreciar el signo del hongo consistente en micelio y conidios en cadena de color grisáceo. La flor atizonada puede caerse o permanecer adherida a la rama.

 
Foto 3 El cancro ocasionado por Monilinia fructicola siempre se forma a partir de una flor atacada que queda atizonada sobre él. En esta foto se observa claramente el signo del hongo consistente en una especie de copos grises consistentes en esporodoqios.
Flor atizonada por Monilinia


    En este último caso, si continúan las condiciones favorables (alta humedad y temperatura) el hongo avanza desde la flor por el pedicelo hacia la rama produciendo cancros. Estos cancros son de color oscuro (marrón) algo deprimidos y en condiciones de alta humedad se observa la producción por parte de la planta de exudados gomosos sobre los mismos. También se puede observar el signo sobre ellos. El cancro puede anillar la rama produciendo la muerte de la misma. En ramas más vigorosas no alcanza a matarla y permanece como tal siendo rodeado de tejido calloso.

En la etapa de madurez los frutos son atacados produciéndose el síntoma de podredumbre morena (Foto 6) que le da nombre a la enfermedad. La misma consiste en una podredumbre firme, de color marrón que avanza rápidamente tomando todo el fruto. Sobre esta podredumbre del fruto se aprecia la esporulación del hongo de aspecto pulverulento y de color gris. El fruto atacado se descompone si cae al suelo, o se momifica (foto 7) si permanece sobre el árbol. En ataques severos las ramas que sostienen a los frutos se secan y mueren.
 

Foto 6. Podredumbre morena sobre fruto. Por sobre la misma se observa el signo del hongo.


Fruto Momificado Foto 7. Fruto momificado sobre la planta.

 

    Una vez cosechada, la fruta infectada se pudre rápidamente contagiando a los frutos de al lado, pudiendo destruirse totalmente la cosecha durante el transporte, almacenamiento y comercialización.

    Se deduce que el daño más importante ocasionado por esta enfermedad es la destrucción de la fruta. Existe también reducción de rendimientos por el ataque a las flores y pérdida del vigor del árbol por la muerte de yemas y ramas desde la brotación a la cosecha.

Ciclo de la enfermedad :

    El hongo posee varias formas invernantes sobre el árbol o en el suelo:

    Existen entonces dos tipos de inóculo primario:


Luego ocurren numerosos ciclos secundarios de infección a partir de los conidios que se producen sobre las flores atizonadas, cancros y frutos.

Inóculo secundario:

Condiciones para el desarrollo de la enfermedad

Susceptibilidad de la planta : Existen dos períodos de máxima susceptibilidad, ellos son la floración y la madurez del fruto.

Todos los órganos florales pueden ser atacados. Los más susceptibles son los estambres y estigma . Si la humedad supera el 80% pétalos y sépalos son invadidos. A partir del ataque a los restos florales (envolturas) avanza hacia el tejido vivo.

Se considera que el fruto verde es resistente a la infección.

El período de mayor susceptibilidad es el de maduración del fruto. Comienza con el cambio de color y aumenta con el grado de madurez.

La presencia de heridas sobre los frutos ocasionadas naturalmente o por insectos incrementa la susceptibilidad.

Los cultivares de piel blanda y de pulpa blanca son más susceptibles al igual que los nectarines.

De acuerdo a la fecha de cosecha de los diferentes cultivares se constata que los muy tempranos escapan al ataque mientras que los tardíos reciben una mayor presión de inóculo a la vez que los frutos se encuentran expuestos a condiciones climáticas más favorables al desarrollo de la podredumbre morena (en el verano con altas temperaturas en caso de ocurrir lluvias se dan las condiciones óptimas para el desarrollo de la epidemia).

Condiciones para la producción de inóculo primario :

    En la primavera se producen apotecios con temperaturas medias (17 a 22 ºC) y alta humedad. Es importante la ocurrencia de lluvias y rocíos durante la floración. Se encuentran con mayor facilidad los apotecios inmediatamente después a la ocurrencia de un período de lluvias.

Del mismo modo la producción de conidios sobre órganos atacados en la temporada anterior (momias, cancros y pedúnculos) ocurre luego de cada período de lluvias.
 

Condiciones para la dispersión :

    Las ascosporas son eyectadas a unos pocos cm. del suelo y desde allí son llevadas por las corrientes de aire hasta las flores.

    Por su parte los conidios se dispersan por el salpicado de la lluvia y por el viento. La lluvia tiene un rol importante en la diseminación a corta distancia hacia otros tejidos susceptibles dentro de la misma planta, mientras que el viento lo hace a distancias mayores.

    Los insectos juegan un rol importante en la diseminación llevando conidios de un fruto atacado a otro y produciendo heridas que favorecen la penetración. Sin embargo no se ha estudiado su importancia en nuestro país.

Condiciones para la infección :

    El factor más importante para que ocurra infección es la humedad. Se ha encontrado que si la humedad es alta todos los órganos florales son atacados, mientras que si esta es baja solo ocurre infección sobre los estigmas. Con 100 % de HR todos los órganos florales fueron atacados, con 80 y 70 % de HR la infección a la flor sólo ocurre desde los estigmas.

    Si bien el óptimo para que ocurran infecciones en flor o fruto ronda los 20 a 24 ºC estas no se inhiben por bajas temperaturas ocurriendo también infecciones por debajo de 5 ºC.

     Las temperaturas influyen en el tiempo necesario para que ocurra infección. Se ha determinado que se necesitan solo 5 hs. a partir de la inoculación para que se desarrolle la infección floral si la temperatura es de 25 ºC, mientras que se necesitan 18 horas con temperaturas de 10 ºC.
    Los síntomas en frutos maduros aparecen a los dos días luego de la inoculación con temperaturas de 23 ºC.

Control :

Practicas culturales :
 

Momias sobre los árboles En invierno durante la poda se deben eliminar los frutos momificados que permanecen en el árbol.

 

Luego de la Floración es necesario eliminar las flores atizonadas y cancros ya que estos son fuente de inóculo. Eliminando flores atizonadas

 


 

Control químico.

    El control químico de esta enfermedad apunta a proteger a la planta en los dos estados de máxima susceptibilidad. La floración y la madurez del fruto.

    Se han recomendado tradicionalmente tres aplicaciones durante el período de floración. La primera se realiza cuando los estambres comienzan a asomar de las cuales se considera muy importante la última que trata de proteger los restos o envolturas florales. Luego se deben realizar tres aplicaciones previo a la cosecha (15, 7 y un día antes del grueso de la cosecha).

Asoman los estambres Los estambres comienzan a asomar, es el momento de iniciar las aplicaciones de fungicida para protegerlos.

El estado más sensible es el de flor abierta ya que aquí todos los órganos florales están expuestos al ataque. Plena flor

Caída de pétalos Caída de pétalos.

Las envolturas florales son susceptibles cuando hay alta humedad Caída de envolturas

Infección a partir de las envolturas Las envolturas florales pueden dar origen a infecciones.

 

Los fungicidas efectivos son:


Bibliografía

- Biggs, A.R., Hickey, K.D., and Yoder, K.S. 1997.  Brown Rot. West Viriginia University
Kearneysville. Web Site: http://www.caf.wvu.edu/kearneysville/disease_descriptions/ombrownr.html

- Byrde, R. and Willetts, H. 1977. The Brown Rot Fungi of Fruit. Their Biology and Control. Pergamon Press Ltd., Headigton Hill Hall, Oxford OX3 o BW, England.

- David F. Ritchie. Peach Disease Management Strategies  Fruit Disease Information Note 13. Web Site: http://www.ces.ncsu.edu/depts/pp/notes/Fruit/fdin013/fdin013.htm#contents

- Jones, A.L. 1976. Diseases of Tree Fruits. Cooperative Extension Services of the Northeastern States. Michigan State EEUU. Michigan State University Extension. 1996. Fruit / Spraying Calendar. Extension Bulletin E-154.

- Latorre, Bernardo. 1989. Fungicidas y Nematicidas. Avances y aplicabilidad Facultad de Agronomía . Pontificia Universidad Católica de Chile. Santiago de Chile. Chile. 215 pp.

- Northover, J. and Cerkauskas 1994. Detection and significanse of symptomless latent infections of Monilinia fructicola in Plums. Canadian Journal of Plant Pathology 16 :30-36,1994.

- Ogawa, Joseph M., and Harley English. 1991 Diseases of Temperate Zone Tree Fruit and Nut Crops. University of California, Division of Agriculture and Natural Resources, Oakland, C. A. Publication 3345. 461 pp.

- Ogawa, Joseph M, et al 1995. Compendium of Stone Fruit Diseases APS Press 3340 Pilot Knob Road St. Paul, MN 55121-2097, USA.

- Pinto, A. ; Harley English & Alvarez A. 1994. Principales enfermedades de los frutales de hoja caduca en chile. Instituto de Investigacines Agropecuarias. Ministerio de Agricultura. ISBN 956-7016-03-8. Santiago de Chile. Chile.

- Teviotdale, B.L.,  and Gubler, W.D. 1995. Brown Rot. UC Pest Management Guidelines, University of California Statewide Integrated Pest Management Project Web Site: http://www.ipm.ucdavis.edu/PMG/r602100111.html

- University of California. Pest Management Guidelines Peach/Nectarines Ripe Fruit Rot.  http://axp.ipm.ucdavis.edu/PMG/r602100211.html

- Washington State University. Brown rot of stone fruits
http://fruit.wsu.edu/Diseases/stbrownrot.htm

- Washington State UniversityTree Fruit Research & Extension Center. Apricot, Nectarine, and Peach Disease Spray Schedules
http://tfrec.ncw.net/Diseases/Guide/pguide1.html

- 2000 SOUTHERN PEACH, NECTARINE AND PLUM PEST MANAGEMENT AND CULTURE GUIDE  Senior Editors: Dan Horton, Clyde Gorsuch and David Ritchie
http://ipmwww.ncsu.edu/Southern_Region/peaches2000/

 


Ultima actualización: 26-08-2002

Facultad de Agronomía / Unidad de Fitopatología
Cátedra de Fitopatología. Facultad de Agronomía. Av. Garzón 780 C.P. 12900
Montevideo URUGUAY  Tel.   598-2-3051108 Fax  598-2-3051108